Dermatología

Cuando lo barato sale caro en el cuidado de tu piel

En los últimos años se ha observado un boom con respecto a los tratamientos para cicatrices, manchas y otras imperfecciones en la piel. ¿Cómo saber que son seguros y efectivos? Te lo contamos en la nota.

  • Antonella Prospitti
  • DiarioSalud.com
Modo resumen

Cuando pasa el verano la búsqueda de tratamientos estéticos toma enfoques diversos. Sin embargo, persiste la intención de encontrar el tratamiento, las cremas faciales o corporales que aporten las soluciones esperadas para vernos mejor.

En muchas ocasiones, la búsqueda de estas respuestas terminan con resultados no esperados. No solo se gasta tiempo y dinero, sino que también, eventualmente surgen lesiones y daños que afectan la salud de la piel.

Diario Salud, consultó a la médica dermatóloga Florencia Galdeano (Mat. 8397), perteneciente al Centro Médico Chacras, sobre las implicancias de someternos a tratamientos estéticos sin la supervisión médica.

“Dependerá de que en el lugar haya un profesional, sea dermatólogo o cirujano estético, con formación; de que las lesiones no sean confundidas y mal tratadas; de que quien maneje las máquinas (si el tratamiento es, por ejemplo, con láser) cumpla con los requisitos impuestos por la ANMAT; del material que se utilice si se hacen inyecciones de relleno, por ejemplo; y de que haya una indicación médica para más seguridad”.

La especialista pidió tener especial cuidado antes de acceder a cualquier terapia y nos advirtió sobre el “intrusismo”: “Aquí se suele cumplir el dicho de que lo barato sale caro. Naturalmente, no sale lo mismo una consulta o un tratamiento con un dermatólogo o un cirujano plástico, con la formación profesional requerida, que un esteticista. Éste no tiene estudio de medicina, de arquitectura de la cara, de las unidades anatómicas y de un sinfín de cosas. Por lo que este último puede confundir una lesión maligna y tratarla incorrectamente”.

Actualmente, desde la Sociedad Argentina de Dermatología se está trabajando en el problema mencionado y, de acuerdo a Galdeano, se ha lanzado una campaña de prevención: “En estos últimos 2-3 años se intensificó la propuesta de centros de estética, en casas de ropa, peluquerías y ámbitos en torno a cuidados de la piel, cosa que preocupa mucho a la comunidad dermatológica, por los daños posteriores que se ven en los pacientes”.

Lo que se plantea a nivel nacional, es parte de la realidad cotidiana en Mendoza. Se realizan prácticas estéticas en ámbitos carentes de infraestructura vinculada al cuidado de la salud, profilaxis o habilitaciones, y lo que es más grave, sin ninguna responsabilidad médica o profesional sobre lo que allí se realiza.

Algunos de los riesgos mencionados por la dermatóloga fueron:

  • Quemaduras;
  • Cicatrices causadas por tratamientos mal hechos;
  • Migración de materiales no reabsorbibles;
  • Falta de efectividad;
  • Irritación;
  • Ceguera.

En cuanto a los tratamientos con cremas, la doctora explicó que es conveniente que sean indicadas por especialistas, ya que las pomadas publicitadas por tv pueden irritar o, simplemente, no servir.  Además, aseguró que generan falsas expectativas, porque la piel nunca va a volverse a ver como estaba antes de una cicatriz, o de una estría, o de una celulitis. “Eso no es posible ni con el mejor laser. Se pueden hacer cosas para que se note lo menos que se pueda, pero invisible, nunca”, sentenció.

Te puede interesar: los cuidados para el piel en otoño

¿Qué pasa con la depilación definitiva?

Finalmente, en lo concerniente a las sesiones de depilación, Galdeano manifestó que “el mercado se ha puesto realmente salvaje, porque hay equipos que se han bastardeado mucho, siendo alquilados, a veces, entre las mismas pacientes. Ellas se hacen el tratamiento”. Contó que con este tipo de procedimientos se observa en las consultas quemaduras o quejas de que las sesiones no tuvieron eficacia. “Puede ser porque se la pasan rápido, o porque van a alguien que les hace una sesión cada tres semanas y en realidad debe hacerse cada 2-3 meses. En definitiva, les termina saliendo lo mismo que yendo una vez a la dermatóloga pero viendo resultados”, finalizó

Ya pasó el verano, y el sol, el aire y otros factores pueden haber dañado tu piel. Buscas soluciones comprando cremas o tratamientos que te puedan ayudar, sin embargo, no ves resultados o ves que tu piel resultó aún más dañada. Según la dermatóloga Florencia Galdeano (Mat. 8397), perteneciente al Centro Médico Chacras, esto sucede debido a muchos factores:

“Dependerá de que en el lugar haya un profesional, sea dermatólogo o cirujano, con formación; de que las lesiones no sean confundidas y mal tratadas; de que quien maneje las máquinas (si el tratamiento es, por ejemplo, con láser) cumpla con los requisitos impuestos por la ANMAT; del material que se utilice si se hacen inyecciones de relleno, por ejemplo; y de que haya una indicación médica para más seguridad”.

Para comentarios, propuesta de notas o inquietudes comunicate a lectores@diariosalud.com.ar

Las notas firmadas y los contenidos publicitarios no reflejan necesariamente la opinión de los editores. Los contenidos publicados por Diario Salud son de carácter exclusivamente informativo para los usuarios y/o lectores, por lo que todos los contenidos o informaciones facilitadas a los usuarios nunca sustituyen el juicio de un médico o profesional de la salud ni la necesidad de una consulta médica o del profesional de salud pertinente individualizada referida a un caso concreto. Si los usuarios pueden estar sufriendo una emergencia médica, deben contactar inmediatamente a su médico de confianza o llamar al 911. Bajo ninguna circunstancia los usuarios y/o lectores de Diario Salud, deben utilizar la información publicada para autoadministrarse tratamientos médicos y/o farmacológicos. Términos y condiciones