Ginecoobstetricia

Diabetes gestacional: ¿Es peligrosa para mí o para mi bebé?

La diabetes en el embarazo puede producirse por distintas razones, haciéndose habitualmente manifiesta durante el segundo período de gestación. Conocé las causas y los riesgos que derivan de esta enfermedad.

  • Antonella Prospitti
  • DiarioSalud.com
Modo resumen

La diabetes gestacional es una diabetes que se desarrolla en el embarazo o que se descubre en el embarazo. Puede producirse por distintos mecanismos, siendo uno de los más importantes la obesidad. Para la mamá, comúnmente no tiene grandes modificaciones clínicas, pero para el bebé hay un gran peligro: “Ese bebé va a tener un aporte de glucosa muy elevado, frente al cual debe producir mucha cantidad de insulina. Tal insulina lo hace crecer y aumentar de peso, por lo que termina siendo un bebé más grande, macrosómico, pero muy vulnerable en el momento del parto”, contó el doctor Ernesto Olcese, jefe del Servicio de ginecología del Hospital Santa Isabel de Hungría (Mat. 5624).

Según el profesional, al tener una gran cantidad de insulina circulante, el bebé puede hacer hipoglucemia y morir o puede ver afectada su función cardíaca y sufrir malformaciones en el corazón. Además, si nace por parto vaginal y es muy grande, puede sufrir traumatismos en el canal del parto con secuelas como parálisis braquiales o cerebrales.

“Las mamás con diabetes gestacional son pacientes que presentan una resistencia periférica a la insulina en el embarazo. Sobre todo, durante la segunda mitad de la gestación, la placenta produce hormonas que aumentan los niveles de azúcar en sangre, requiriendo la actuación de la insulina. Como la propia no puede actuar, necesitan mayor cantidad de insulina a la que necesitarían habitualmente, aumentando los niveles de glucosa”, explicó Olcese.

Para evitar esta enfermedad, el ginecólogo recomendó llevar antes y durante el embarazo una alimentación saludable, además de hacer ejercicio: “Lo ideal sería ganar un peso adecuado en la gestación y tener desde antes del embarazo el peso correspondiente. Sino, se tiene que trabajar fundamentalmente en la detección precoz durante el embarazo”.

Las posibilidades de tratamiento son amplias, siendo la primera, dieta y ejercicio. Si esto no funciona, la paciente tiene que ser sometida a la administración de insulina y, en algunos casos, a la metformina. “Está demostrado que con esta pastilla, el riesgo en el bebé es mínimo. Pero para evitar todo tipo de riesgo, se trata primero con insulina”, detalló el especialista.

Si tuve diabetes durante el embarazo, ¿puedo seguir siendo diabética cuando el niño nazca?

De acuerdo con la Fundación Argentina de Diabetes, tener niveles de azúcar elevados durante el período de gestación, es un indicador que el páncreas no pueda elaborar la insulina adicional necesaria para abarcar las necesidades del embarazo. Por lo que es probable que la paciente tenga diabetes en el futuro, incluso si nunca más vuelve a quedar embarazada. Por esto, se insiste en la recomendación de realizar controles médicos oportunos.

Según el doctor Ernesto Olcese, jefe del Servicio de ginecología del Hospital Santa Isabel de Hungría (Mat. 5624), al tener una gran cantidad de insulina circulante, el bebé puede hacer hipoglucemia y morir o puede ver afectada su función cardíaca y sufrir malformaciones en el corazón. Además, si nace por parto vaginal y es muy grande, puede sufrir traumatismos en el canal del parto con secuelas como parálisis braquiales o cerebrales.

La mamá, por su parte, tiene menos riesgos que su hijo. Sin embargo, puede contraer diabetes de manera definitiva o reincidir en ella en próximos embarazos.

Recomendaciones: dieta y ejercicio.

EndocrinologíaGinecología y Obstreticia
Para comentarios, propuesta de notas o inquietudes comunicate a lectores@diariosalud.com.ar

Las notas firmadas y los contenidos publicitarios no reflejan necesariamente la opinión de los editores. Los contenidos publicados por Diario Salud son de carácter exclusivamente informativo para los usuarios y/o lectores, por lo que todos los contenidos o informaciones facilitadas a los usuarios nunca sustituyen el juicio de un médico o profesional de la salud ni la necesidad de una consulta médica o del profesional de salud pertinente individualizada referida a un caso concreto. Si los usuarios pueden estar sufriendo una emergencia médica, deben contactar inmediatamente a su médico de confianza o llamar al 911. Bajo ninguna circunstancia los usuarios y/o lectores de Diario Salud, deben utilizar la información publicada para autoadministrarse tratamientos médicos y/o farmacológicos. Términos y condiciones