XXXVI CONGRESO NACIONAL DE CARDIOLOGÍA

“La Cardiopatía Isquémica es la enfermedad que más mata en el mundo”

Así lo aseguro el cardiólogo Ignacio López Lima, profesional de los Hospitales Rawson de San Juan y Clínica de Cuyo de Mendoza, en entrevista con Diario Salud. Conocé los factores de riesgo cardiovascular y las maneras de prevenirlo en la nota.

Modo resumen

La cardiopatía Isquémica (CI) es una enfermedad que se produce por un grado de obstrucción de las arterias coronarias. Las mismas, encargadas de llevar la sangre con el oxígeno al músculo cardíaco, se ven interrumpidas u obstaculizadas y es entonces cuando se desarrolla el dolor de pecho.

López Lima, profesional consultado, explicó que si ese dolor es sostenido, se produce el infarto. Además, detalló las causas de la CI: “El infarto se encuentra dentro de la cardiopatía isquémica, la cual puede ser inestable (cuando súbitamente la persona se despertó con ese dolor y el grado de obstrucción es casi total), o estable (si el grado de obstrucción es de un 70-80% y el paciente tiene dolor de pecho cuando camina; cuando sube la escalera; cuando anda en bicicleta; cuando hace algún esfuerzo, pero no cuando está en reposo). Estas cardiopatías se deben no sólo a la obstrucción de las coronarias, sino a una disfunción en el corazón. Y serán clasificadas en función del grado de dolor de pecho en el que aparezca: si el esfuerzo se manifiesta cuando camina 4 cuadras o cuando hace un pequeño esfuerzo”.

Dr. Ignacio López Lima

 

Sobre los factores de riesgo, el cardiólogo mencionó que se consideran como principales la hipertensión; la diabetes; el colesterol alto; el sobrepeso; la obesidad y el antecedente familiar de problema cardíaco. Y precisó las maneras de diagnosticarlos: “Existen unas líneas de protocolo que seguimos los cardiólogos para estudiar este tipo de sintomatologías, ya sea porque está instaurada o porque queremos ir a la pesquisa de ella. La cardiopatía isquémica es la enfermedad que más mata en el mundo. Por eso es que en pacientes que tienen algún riesgo, que son hipertensos; diabéticos; dilipémicos; que tienen un antecedente familiar fuerte, aunque no tengan dolor de pecho nosotros vamos a buscarla. Empezamos con el electro cardiograma, seguimos con el eco cardiograma y con la ergometría (que es una prueba de esfuerzo). Estos forman parte de una primera línea para CI. Y en una segunda línea, existen estudios más complejos como la cámara gama; la tomografía coronaria y la resonancia. ¿Cuál es la diferencia? Que los estudios de segunda línea nos llevan a estudios de cardiopatía isquémica en los cuales ya debemos tener una sospecha más fuerte de su presencia”.

En cuanto a las edades, dijo que la enfermedad se da principalmente en mayores de 50 años, aunque puede presentarse entre los 30 y los 40 años también: “Lo importante es que la cardiopatía isquémica se puede prevenir y eso es lo que vamos a buscar. Las medidas de prevención son, primero, la consulta con el cardiólogo. Y luego, la toma de la tensión; la reducción de la sal; el control de peso; no fumar; suspender el hábito tabáquico; la caminata y el ejercicio”, concluyó López Lima.

La cardiopatía Isquémica (CI) es una enfermedad que se produce por un grado de obstrucción de las arterias coronarias. Las mismas, encargadas de llevar la sangre con el oxígeno al músculo cardíaco, se ven interrumpidas u obstaculizadas y es entonces cuando se desarrolla el dolor de pecho.

López Lima, profesional consultado, explicó que si ese dolor es sostenido, se produce el infarto. Además, detalló las causas de la CI: “El infarto se encuentra dentro de la cardiopatía isquémica, la cual puede ser inestable o estable . Estas cardiopatías se deben no sólo a la obstrucción de las coronarias, sino a una disfunción en el corazón. Y serán clasificadas en función del grado de dolor de pecho en el que aparezca: si el esfuerzo se manifiesta cuando camina 4 cuadras o cuando hace un pequeño esfuerzo”.

Sobre los factores de riesgo, el cardiólogo mencionó que se consideran como principales la hipertensión; la diabetes; el colesterol alto; el sobrepeso; la obesidad y el antecedente familiar de problema cardíaco.

En cuanto a las edades, dijo que la enfermedad se da principalmente en mayores de 50 años, aunque puede presentarse entre los 30 y los 40 años también: “Lo importante es que la cardiopatía isquémica se puede prevenir y eso es lo que vamos a buscar. Las medidas de prevención son, primero, la consulta con el cardiólogo. Y luego, la toma de la tensión; la reducción de la sal; el control de peso; no fumar; suspender el hábito tabáquico; la caminata y el ejercicio”, concluyó López Lima.

 

CardiologíaCirugía CardiovascularClínica médicaDiabetología
Para comentarios, propuesta de notas o inquietudes comunicate a lectores@diariosalud.com.ar

Las notas firmadas y los contenidos publicitarios no reflejan necesariamente la opinión de los editores. Los contenidos publicados por Diario Salud son de carácter exclusivamente informativo para los usuarios y/o lectores, por lo que todos los contenidos o informaciones facilitadas a los usuarios nunca sustituyen el juicio de un médico o profesional de la salud ni la necesidad de una consulta médica o del profesional de salud pertinente individualizada referida a un caso concreto. Si los usuarios pueden estar sufriendo una emergencia médica, deben contactar inmediatamente a su médico de confianza o llamar al 911. Bajo ninguna circunstancia los usuarios y/o lectores de Diario Salud, deben utilizar la información publicada para autoadministrarse tratamientos médicos y/o farmacológicos. Términos y condiciones