Seguridad del paciente

Mitos y verdades de la anestesia

Por prejuicios, es muy común tener temor a este proceso en una cirugía. Para perder los miedos, nada mejor que la organización que los nuclea para explicar en qué consiste esta herramienta clave.

Modo resumen

Usted se va a operar y seguramente estará interesado en conocer algunos puntos relacionados con la anestesia que le va a ser administrada para la cirugía. Esta nota tiene por objeto aclararle los aspectos básicos de la atención anestesiológica que recibirá durante su cirugía.

El término anestesia significa ausencia de sensibilidad y de sensación. Dentro de las condiciones de máxima seguridad que ofrece la tecnología y la ciencia médica actuales, se puede ser operado sin percibir ningún tipo de dolor

La Anestesiología es una especialidad médica para la cual, además de los años de estudio en la Universidad para graduarse de médico, se requiere tomar un curso especial de 4 años, incluyendo en el mismo una Residencia Médica Hospitalaria. De esta manera, para recibir el título habilitante de anestesiólogo, el aspirante a la especialidad debe estudiar 10 años para graduarse.

El anestesiólogo es el profesional que puede no sólo elegir el tipo de anestesia más apropiada para usted según sus condiciones físicas y de acuerdo a la operación que le va a ser efectuada, sino también es el profesional competente para supervisar todo el proceso anestésico durante la intervención y controlar su bienestar y seguridad después de finalizada la misma.

¿Qué tipo de anestesia recibiré?

Los anestesiólogos son profesionales médicos altamente capacitados, que saben emplear una gran cantidad de agentes y técnicas para mantenerlo libre de dolor durante la operación.

La selección final del agente anestésico se basa en el tipo de operación a realizar, en la historia clínica, en los datos que obtendrá el anestesiólogo en la consulta preanestésica, y en otras circunstancias, entre las cuales pueden incluirse las preferencias del paciente

Anestesia general: duerme todo el cuerpo. usted perderá la noción y el recuerdo de las cosas que lo rodean o que sucedan durante el acto operatorio. Este efecto se logra con agentes anestésicos que producen rápidamente sueño y lo hace en una forma suave y placentera. Para su tranquilidad, un dato importante que debe recordar, es que el anestesiólogo nunca administra “más anestesia” de la necesaria. El anestesiólogo busca el resultado deseado, graduando el suministro de cada agente en forma muy exacta durante la operación.

Anestesia regional: produce la insensibilidad de una región del cuerpo y no la de su totalidad. De está manera puede permanecer despierto si así lo desea, o si el anestesiólogo considera que es lo más apropiado y seguro para su caso. De cualquier manera, no sentirá ningún dolor proveniente de la zona operatoria.

Anestesia local: se inyectan anestésicos en el sitio de la operación. Usted seguramente habrá recibido este tipo de anestesia para un tratamiento odontológico. Generalmente estos medicamentos son empleados por los cirujanos y usted permanecerá despierto y alerta durante el acto quirúrgico, si el cirujano considera que su seguridad o tranquilidad lo requiere, podrá contar con la asistencia del médico Anestesiólogo quien estará a su lado para vigilar su estado físico exactamente igual que lo hace durante una anestesia regional o una general.

Mitos y verdades
¿Necesito una prueba para saber si me va a ir bien con la anestesia o si soy alérgico?

Es muy poco probable que alguien sea alérgico a la anestesia. Por esta razón no existe un estudio que determine si un paciente es alérgico a la anestesia o si resistirá la cirugía. Lo que sí existe es una valoración previa del paciente, donde el especialista evalúa sus condiciones físicas y, solo si tiene antecedentes patológicos o quirúrgicos que hayan tenido alguna complicación, solicita exámenes.

¿Se genera adicción a los opioides?

Los opioides son drogas similares al opio que se emplean, de manera frecuente, para aliviar el dolor. Entre las más reconocidas se encuentran la morfina, la codeína y la metadona. En un suministro de anestesia normal, así se aplique una dosis alta, la probabilidad de crear adicción es cero.

¿Los medicamentos anestésicos me van a dañar el cerebro o no despertaré jamás?

La tasa de mortalidad en el mundo es de 1 en 200.000 procedimientos con anestesia general. Los riesgos son cada vez más bajos. Usted estará monitorizado constantemente durante la cirugía; literalmente, el anestesiólogo leerá minuto a minuto sus signos vitales, con lo que puede anticipar y solucionar cualquier incidente que surja. Por otra parte, los pacientes sometidos a procedimientos de cirugía plástica no suelen padecer enfermedades crónicas. Esto es una enorme ventaja dado que hay un cuerpo saludable. Los casos de muerte directamente relacionados con el procedimiento anestésico ocurren en pacientes con padecimientos crónicos muy evolucionados y complicados.

“Suminístreme poca anestesia, no sea que se le pase la mano”.

La anestesia no es poca ni mucha sino la que necesita el paciente. Los medicamentos se administran por kilo de peso (algunos por peso total y otros por peso ideal). Así, si un paciente pesa 200 kilos, la anestesia le será suministrada según su peso ideal que pueden ser, por ejemplo, 70 kilos.

 El anestesiólogo sólo aparece al inicio y al final de la operación.

La presencia del anestesiólogo es transcendental en casi cualquier práctica médica, ya que tienen la responsabilidad de estabilizar los sistemas vitales y corporales de los pacientes (especialmente el cardiovascular y el respiratorio). Durante la cirugía el anestesiólogo debe estar monitoreando cada una de las respuestas de los órganos del paciente y su condición en el transcurso del procedimiento.

¿Puedo recordar o despertar durante la anestesia? 

Dependiendo del tipo de anestesia que se aplique en su caso podrá o no recordar el procedimiento. En caso de anestesia general los fármacos administrados disminuyen el estado de consciencia, bloquean la sensibilidad e impiden el movimiento muscular. Todas estas funciones vuelven a su estado previo al finalizar la intervención. Despertar en medio de un procedimiento quirúrgico es extremadamente raro, dado que existen aparatos que nos ayudan a controlar el grado de conciencia adecuado para que el paciente pueda ser intervenido. En un quirófano la palabra improvisación no existe.

¿Vomitaré la anestesia?

Las náuseas aparecidas tras una intervención quirúrgica se deben al efecto secundario de varias de las medicaciones que se usan durante un procedimiento anestésico. Uno de nuestros retos más importantes es prevenir que estas náuseas aparezcan.

La persona se quedó en la anestesia y no despertó.

A usted lo monitorearán constantemente durante la cirugía; literalmente, el anestesiólogo leerá minuto a minuto sus signos vitales, con lo que puede anticipar y solucionar cualquier inconveniente a tiempo; además, como ya lo he dicho, los pacientes para cirugía plástica se operan porque lo deciden ellos mismos; es decir, no están enfermos; esto es una enorme ventaja para el procedimiento, porque hay un cuerpo saludable. Los casos de muerte por anestesia ocurren principalmente en pacientes con padecimientos crónicos muy complicados; por ejemplo, el trasplante de un órgano.

¿Puedo recordar o despertar durante la anestesia?

Dependiendo del tipo de anestesia que se aplique en su caso, podrá o no recordar el procedimiento. En casos de anestesia general, los fármacos utilizados bloquearán la sensibilidad táctil y dolorosa de su sistema nervioso, comprometiendo su conciencia. Usted será inducido a un estado de inconsciencia profundo, y digo inducido porque su anestesiólogo literalmente lo llevará con cuidado hasta ese punto, y una vez alcance el umbral preciso, usted será incapaz de recordar algo o de despertarse durante la cirugía.

Para tener en cuenta

  • Siempre tenga confianza en su anestesiólogo.
  • Proporciónele toda la información que él le requiera.
  • No se quede con dudas. Pregúntele todo lo que quiera saber.
  • Usted tiene derecho a que se le informe qué se le va a hacer, que se le explique cabalmente, a aceptar explícitamente el procedimiento anestésico y a autorizarlo.
  • Tiene derecho a no tener dolor, no es una consecuencia obligada de su tratamiento. Manifieste siempre sus molestias y exija que sean atendidas.

Fuente: Asociación Mendocina de Anestesiología (AMA)
www.amamendoza.com.ar

Usted se va a operar y seguramente estará interesado en conocer algunos puntos relacionados con la anestesia que le va a ser administrada para la cirugía. Esta nota tiene por objeto aclararle los aspectos básicos de la atención anestesiológica que recibirá durante su cirugía.

El término anestesia significa ausencia de sensibilidad y de sensación. Dentro de las condiciones de máxima seguridad que ofrece la tecnología y la ciencia médica actuales, se puede ser operado sin percibir ningún tipo de dolor

La Anestesiología es una especialidad médica para la cual, además de los años de estudio en la Universidad para graduarse de médico, se requiere tomar un curso especial de 4 años, incluyendo en el mismo una Residencia Médica Hospitalaria. De esta manera, para recibir el título habilitante de anestesiólogo, el aspirante a la especialidad debe estudiar 10 años para graduarse.

El anestesiólogo es el profesional que puede no sólo elegir el tipo de anestesia más apropiada para usted según sus condiciones físicas y de acuerdo a la operación que le va a ser efectuada, sino también es el profesional competente para supervisar todo el proceso anestésico durante la intervención y controlar su bienestar y seguridad después de finalizada la misma.

Los anestesiólogos son profesionales médicos altamente capacitados, que saben emplear una gran cantidad de agentes y técnicas para mantenerlo libre de dolor durante la operación.

Para tener en cuenta

  • Siempre tenga confianza en su anestesiólogo.
  • Proporcione  toda la información que él le requiera.
  • No se quede con dudas. Pregúntele todo lo que quiera saber.
  • Usted tiene derecho a que se le informe qué se le va a hacer, que se le explique cabalmente, a aceptar explícitamente el procedimiento anestésico y a autorizarlo.
  • Tiene derecho a no tener dolor, no es una consecuencia obligada de su tratamiento. Manifieste siempre sus molestias y exija que sean atendidas.
AnestesiaCirugía GeneralClínica médica
Para comentarios, propuesta de notas o inquietudes comunicate a lectores@diariosalud.com.ar

Las notas firmadas y los contenidos publicitarios no reflejan necesariamente la opinión de los editores. Los contenidos publicados por Diario Salud son de carácter exclusivamente informativo para los usuarios y/o lectores, por lo que todos los contenidos o informaciones facilitadas a los usuarios nunca sustituyen el juicio de un médico o profesional de la salud ni la necesidad de una consulta médica o del profesional de salud pertinente individualizada referida a un caso concreto. Si los usuarios pueden estar sufriendo una emergencia médica, deben contactar inmediatamente a su médico de confianza o llamar al 911. Bajo ninguna circunstancia los usuarios y/o lectores de Diario Salud, deben utilizar la información publicada para autoadministrarse tratamientos médicos y/o farmacológicos. Términos y condiciones